martes, agosto 9News That Matters

Argentinos Juniors quebró a Barracas Central en el cierre y se prende arriba



A esta altura del año, cuando julio ya dobló la curva, nadie que siga con algo de atención el fútbol doméstico podrá experimentar sorpresa. Sin hacer mucho ruido, Argentinos Juniors se ha plantado como uno de los equipos más sólidos de la Liga Profesional de Fútbol, ha sumado más que casi todos en 2021 (solo lo supera el Racing de Fernando Gago) y se anima a soñar. El conjunto dirigido por Gabriel Milito derrotó 3 a 1 como visitante a Barracas Central y se acomodó en el pelotón de vanguardia de un torneo que parece ofrecer oportunidades para muchos.

Los audaces que desafiaron al frío y al clima desapacible en el mediodía de Floresta recibieron como recompensa un intenso primer tiempo en el que, cada uno con sus argumentos, alternaron dominio y aproximaciones. Argentinos, paciente, apelando al juego asociado y al desequilibrio por las bandas; Barracas, con una propuesta más directa y tratando de sacar rédito de la movilidad del inquieto Bandiera.

La visita arrancó mejor y se adelantó temprano, tras una grotesca toma de yudo que Arce practicó sobre Vera en el área, con un penal que el capitan (¿se irá a jugar a Corinthians?) debió ejecutar dos veces, ya que en la primera Gagliardo se había lucido, pero adelantándose un paso, lo que forzó la intervención del VAR. El local empardó rápido con una inestimable ayuda del arquero Lanzillotta, quien intentó salir gambeteando en el área chica y permitió que Bandiera, atento y optimista, le arrebatara el balón y lo enviara a la red.

El segundo tiempo fue mucho menos intenso, pero tuvo a un dominador mucho más definido. Argentinos, con la sociedad Vera-Cabrera-Carabajal en el medio, inclinó la cancha y fue haciendo méritos para que el empate tuviera sabor a poco. El conjunto dirigido por Alfredo Berti, en cambio, se iba enamorando del punto y apostaba todas sus fichas a algún contragolpe de Bandiera.

Le llevó tiempo al equipo de Milito quebrar la paridad nuevamente, pero finalmente lo consiguió a ocho minutos del cierre con un cabezazo de Vera, el mejor jugador de la cancha. Ya en tiempo agregado, el pibe José María Herrera (17 años, tucumano, integrante del preseleccionado sub-20 de Javier Mascherano) le dio forma definitiva al triunfo.

.



Source link

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.