miércoles, diciembre 8Adrogue - Buenos Aires - Argentina

el Bayern Munich perdió por goleada y no podrá con el récord mundial de River


Bayern Munich cayó sorprendentemente con el Borussia Mönchengladbach. El equipo bávaro, que habitualmente desfila por las canchas alemanas ya sea con titulares o suplentes, fue goleado 5 a 0 y eliminado así de la Copa de su país en la segunda ronda del certamen. Pero no solo se llevó el pasaje de salida del torneo: también, con la valla rival invicta, se le cortó una racha impresionante de 84 partidos convirtiendo goles de manera consecutiva, por lo que no podrá alcanzar la plusmarca de River (96 encuentros seguidos anotando) conseguida en la década del 30.

Eran otros tiempos. El récord mundial de River pasó inadvertido por aquellos años, en los que hacer goles era una sana costumbre. Ni el periodismo, ni los hinchas, ni los jugadores, llevaban cuentas de lo que estaban construyendo. Así, casi sin querer, en 1939 el millonario estableció un registro único.

La génesis de lo que luego fue La Máquina, entre 1936 y 1939, marcó goles en 96 partidos consecutivos, es decir, cuatro torneos, dos completos. En estos días del siglo XXI, el tanque alemán, tras el 5-1 del domingo al Bayer Leverkusen, alcanzó los 83 encuentros al hilo, desplazó del segundo puesto al Sao Paulo que tenía 82 entre 1930 y 1933 y amenaza el reinado, rescatado por los especialistas en datos, que lleva nueve décadas.

El domingo 17 de octubre el Bayern Munich goleó al Bayer Leverkusen 5-1.(Photo by ANDREAS GEBERT / various sources / AFP)

El domingo 17 de octubre el Bayern Munich goleó al Bayer Leverkusen 5-1.(Photo by ANDREAS GEBERT / various sources / AFP)

Fueron 994 días anotando goles entre el 13 de septiembre de 1936 y el 4 de junio de 1939. Dos años, 8 meses y 20 días en los que las gargantas sedientas de los hinchas millonarios de la primera década del fútbol profesional se llenaron de goles. Fueron 96 partidos y 316 goles (3,29 de promedio de gol), con 72 triunfos, 13 empates y 11 derrotas y seis vueltas olímpicas.

El 6 de septiembre de 1936, River perdió 1-0 con Huracán en la vieja cancha de madera que el Globo tenía en el predio actual, Alcorta y Luna, por la cuarta fecha del segundo torneo de la temporada, la Copa Campeonato, que ganaría. Y la racha goleadora se cortó el 11 de junio de 1939, cuando perdió 2-0 con Boca en el Monumental.

“No se vio el ataque de River”, fue uno de los títulos de la revista El Gráfico posterior al Superclásico​. Y en su análisis, cuenta: “Efectivamente, River Plate actuó más tiempo en el ataque. Pero fue un ataque inofensivo. Y por momentos desafortunados, como en ese magnífico shot de Caffaratti que pegó en el travesaño”. Por supuesto que en ningún momento de la cobertura hubo referencia a que no había marcado tras 96 encuentros.

El título conceptual de El Gráfico sobre la delantera de River en 1939.

El título conceptual de El Gráfico sobre la delantera de River en 1939.

Tampoco en la revista La Cancha, que destacó en su título: “Los boquenses tomaron por asalto el Estadio”. Y en la crónica remarcó: “Al cuadro perdedor no se lo arregla con dos o tres cambios. Hay que hacer varios, y sobre todo con tino. Blanco los ha hecho quedar como negros a los que propiciaron su transferencia; Maffei es candidato para la segunda; Wergifker, Caffarati y Moreno necesitan un descanso. En cuanto a Minella, hay que volverlo a incluir”.

La cobertura de La Cancha sobre la victoria de Boca sobre River 2 a 0 en el Monumental que cortó la racha goleadora del millonario.

La cobertura de La Cancha sobre la victoria de Boca sobre River 2 a 0 en el Monumental que cortó la racha goleadora del millonario.

Menos en el comentario del diario El Mundo, que destaca: “La segunda etapa se inicia con frialdad. Ninguna de las dos delanteras ataca a fondo: la de Boca Juniors, al parecer, porque prima el deseo de conservar y defender lo conquistado; la de River por incapacidad técnica y desunión de sus hombres”.

Los 316 goles fueron anotados por 17 jugadores propios y tres rivales en contra. Los cinco máximos goleadores de aquella racha fueron José Manuel Moreno con 77 conquistas; Bernabé Ferreyra, 58; Luis María Rongo, 48; Caros Peucelle, 43; y Adolfo Pedernera, 36. El húngaro Emérico Hirschl fue el entrenador en 83 de los 96 encuentros, entre 1936 y 1938, que incluyó los seis títulos, mientras que la posta en 1939 la tomó Renato Cesarini. 

El 9 de febrero de 2020, Bayern Munich igualó 0-0 con el Leipzig de local por la 21a. fecha de la Bundesliga 2019/20. Una semana después, el 16 de febrero, goleó 4-1 al Colonia y desde entonces siempre marcó al menos un gol. Estaba a 11 partidos de alcanzar al conjunto millonario, pero eso no ocurrirá.

El Charro José Manuel Moreno, goleador del récord mundial de River.

El Charro José Manuel Moreno, goleador del récord mundial de River.

La amenaza latente contra el récord de River quedó trunca. En su camino demoledor, Bayern Munich había superado los 73 partidos al hilo del Real Madrid entre 2016 y 2017 y los del Santos de Pelé entre 1961 y 1963. Y el domingo anterior, en el 5-1 al Leverkusen, había dejado en el tercer lugar la racha del Sao Paulo en el torneo Paulista entre 1930 y 1933. No pudo más.



Source link

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *