miércoles, diciembre 8Adrogue - Buenos Aires - Argentina

Fuerte cruce en la OEA entre Argentina y Reino Unido por la soberanía de las Malvinas



Tras la aprobación por aclamación por parte de la Organización de Estados Americanos (OEA) de una declaración que apoya el pedido de Argentina de reanudar las negociaciones con Reino Unido por la soberanía de las Malvinas, se registró un fuerte contrapunto entre los representantes de ambos países.

La primera en tomar la palabra fue Wendy Morton, ministra de Estado del Foreign Office, actuando como observadora del Reino Unido ante la OEA. «El derecho de los pueblos a su propia determinación está consagrado en el derecho internacional y un principio al que las Naciones Unidas y sus miembros nos adscribimos. Con respecto a las Malvinas, quisiera recordar que tienen su propio Gobierno, tienen elecciones libres y pueden tomar sus decisiones en temas que les corresponden», señaló.

Y agregó: «El Reino Unido ve con pena que Argentina ha tomado pasos este año que representan un retorno al punto anterior y un ejercicio militar en diciembre para hacer un recordatorio de la invasión de 1982. Las fuerzas del Reino Unido en la isla están sin defensa y no hemos respondido la agresión de la Argentina. La acción fue unilateral y no debo recordar que las acciones unilaterales fueron tomadas por el gobierno de la Argentina e invadieron las Malvinas en 1982″.

Por último, señaló: «Queremos trabajar de manera constructiva con Argentina pero necesitamos un diálogo que debe ser aprobado por las Malvinas. Los isleños dijeron con mucha claridad que no tienen interés con el diálogo en nombre de las Malvinas. El Reino Unido pide a la OEA que se respete esta determinación de parte de las Islas Malvinas. Espero que esto sea así».

La repuesta argentina llegó en la voz de Pablo Tettamanti, vicecanciller. 

«No podemos dejar pasar por alto que es difícil que siga pretendiendo el Reino Unido que esto se haga ignorando absolutamente la existencia de una disputa de soberanía que tienen tantos años», señaló.

Y agregó: «No desconoce la delegación del Reino Unido que junto con las obligaciones que emanan de la carta de la ONU y una serie de documentos internacionales, también nos comprometimos a respetar los pronunciamientos del sistema internacional. Pareciera que en opinión de la representante del Reino Unido las afirmaciones de la asamblea general con respecto a la disputa de soberanía no tuviesen ninguna importancia«.

Luego se refirió a los argumentos presentados por al representante británica. «El principio de autodeterminación es clave cuando estamos hablando de pueblos sometidos a una dominación colonial. En el caso de la resolución 2065 la asamblea general dejó en claro que se trataba de un caso especial porque está en un contexto colonial pero no se aplican las mismas normas. Estamos hablando, como dijo el canciller, de una población que fue instalada, y que forma parte de la instalación del país que ocupó las islas y la pretensión de que sean ellos quienes definan que es lo que tienen que ocurrir es ignorando los pronunciamientos a los que hecho mención», remarcó.

LM



Source link

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *